Blogia
Notas de Mr. Kite

Deslabazado, sin asas de metal.

Deslabazado, sin asas de metal.

Cielos rojos o azules, o quizás marrones. Creo que deben ser los mismos cielos desde hace miles de días, de semanas, de años, .... son los mismos cielos siempre. Porque todo es igual y distinto, y si algo cambia es la hora del té.

 

Si necesitas algo de mí, estaré en mi número de teléfono gastando el tiempo conmigo mismo. Porque al final resulta que solo estaré esperando aquí tirado con las ganas de jugar al parchís solo por ver como sale la luna al fondo del vestíbulo. Un vestíbulo precioso por cierto.

 

Tengo veinticinco monedas que gané al poker en una partida con suerte. Pero los amigos se fueron a beberse el bar más próximo y a mi solo me queda un vaso vacío.

 

Pero tengo una certeza, que es que nadie ha jugado al gin rummy hablando checo mientras recitaba una poesía de Valle Inclán. Es una certeza no probada, pero si alguien sabe que no haya sido así que me lo diga.

 

No hay muchas flores en el jardín de la ensenada roja, creo que mejor me dedico a escribir versos de catorce sílabas dedicados a recuerdos de mi memoria. No hay nadie aquí abajo, ni aquí arriba. Buscaré por ahí.

 

Juego al blackjack, este puto casino me tiene harto.

 

Si me miras podrás ver que no soy yo el que habla sino alguien contratado por la sociedad de buenas costumbres para aparentar un saludo cordial.

 
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres