Blogia
Notas de Mr. Kite

Patrañas del Caribe

Patrañas del Caribe

Vuelvo a ver piratas del Caribe, la primera. Decepción, tenía mejor recuerdo de ella y en el nuevo visionado que he hecho me he aburrido. Solo me gusta el comportamiento exagerado de ese capitán Sparrow, esa mezcla de un pasado Keith Richards con el gimnasta Burt Lancaster del temible burlón. Y me gusta lo exagerado porque al menos le da un toque distinto a la película cuyo guión, en esta ocasión, me ha resultado bastante flojo. Recuerdo que en el cine me gustó ver los fantasmas de los piratas pero ahora me ha recordado a una serie típica de Disney para niños, con las típicas parejas de personajes secundarios que intentan añadir gracia al asunto –los dos soldados tontos y los dos piratas tontos-. Solo me atrae la película cuando Jack aparece, el personaje de la chica es sencillamente soso y el del tipo va más allá de flojo, es una pianola interpretando un papel de amapola, un blandengue lánguido. Patetismo teñido de héroe, o sea, el peor de los patetismos. Lo que no sé es como no me di cuenta antes de esto.

Y es que la película sin Johnny Depp sería tremendamente anodina, sería una película de televisión para niños. Así, con el personaje de Sparrow, es una película de aventuras cuyo atractivo lo da este pirata fumao. Algo ganan, simplemente poner a Sparrow hace que la atención se desvíe y no te des cuenta del drama que debieron sufrir los guionistas para perpetrar el desarrollo de una historia que parte de una idea atractiva (eso de un cofre al que hay que devolverle todas las monedas porque hay una maldición reconozco que me gusta), y que se empeñan en revestirlo con una historia de amor –que viendo los personajes, la floja y el patético, no podía resultar nada interesante- y con una exagerada mención a la palabra “pirata”. Joder, si se llama la película piratas del Caribe, ya sé que no trata de fontaneros con problemas de fugas en las juntas de las tuberías en una finca indiana de la República Dominicana. Ya lo sé.

En fin…podría haber mejorado si Sparrow hubiera cantado Street Fighting Man o Prodigal Son, pero no fue así.

De todas formas la vi…y bueno, pese a lo anterior, tampoco fue penoso. Lo mejor fue el entorno. Y, siendo honesto, no fue ninguna penuria verla. Simplemente me decepcionó el recuerdo que tenía de ella.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres